Olvida todo lo que sabes de Superman y ve ‘Man Of Steel’

foto opinión ivan 2

 

Antes de la columna, por ciertas críticas hechas al último Puntometro, he decidido no darle una “calificación” con número a esto. Quedará entonces la calificación como Horrible, Mala, Regular, Buena, Excelente y también tomen su propia opinión al verla y disfrutarla como ustedes quieran. Y después del exabrupto…

Pagas el boleto, te acomodas en tu asiento y esperas a ver algo similar a tu infancia. A los cómics, a la serie de televisión y a las películas anteriores (no, “Superman III” (1983), “Superman IV (1987), y “Superman Returns” (2006) no cuentan en mi imaginario). Recuerdas el nacimiento, el florecimiento y hasta en ciertos puntos una muerte poco pronta de este superhéroe tan icónico. Pues olvídenlo… esto es totalmente un nacimiento nuevo.

Zack Snyder no tenía totalmente mi agrado. Conocemos los resultados buenos (“300” (2006) con Gerard Butler), las malas (“Watchmen” (2009) aún con todo y las versiones extendidas) y las horribles (“Sucker Punch” (2011) la película de las fantasías pedófilas). Era obvio que dudar es factible. Aunque tiene una mano que lo va guiando para que no cometa errores que es el ya muy mencionado Christopher Nolan.

Este “Hombre de Acero” era lo que todo reboot de una película de superhéroes fallida recientemente debe de ser. El planeta Krypton está muriendo y Jor-El (Russell Crowe) trata de salvar lo poco que quedará de él enviando a su hijo Kal-El al planeta más habitable que es la Tierra, junto con la clave de la vida kryptoniana. Después de una traición del general Zod (Michael Shannon) el cual ha sido aprisionado en la llamada “Zona fantasma” este planeta muere y el único sobreviviente llega a nuestro planeta.

Es así como el niño tiene que entender que, lo primero es no asustar a la gente que le teme a todo lo nuevo. Y lo segundo es ganarse la confianza de ellos y darles esperanza. Esa palabra está plagada en toda la película. Con su nombre terrestre Clark Kent (Henry Cavill) trata de no ser un marginado, pero al mismo tiempo sabe que debe protegerlos por una razón. Una razón que sus padres terrestres conocen pero quieren que lo entienda y lo decida por el mismo.

Empecemos con lo bueno de la película. Emotivamente le gana a la franquicia de Richard Donner y al libreto de Mario Puzo de 1978 por la profundidad sentimental. Los dos padres Jor-El y Jonathan Kent (Un gran Kevin Costner que me da gusto saber que está de vuelta) tienen un motivo real por el cual llevar a Clark/Kal-El tiene que estar en la Tierra y salvar a la humanidad.

El contar la historia por medio de flashbacks también está bien llevado. No pierdes un hilo narrativo aunque parezca que es confuso. En realidad estás siguiendo a Superman en su mente, en sus recuerdos y en el dolor. Gran ayuda de Nolan a Snyder ahí. En los momentos donde debes de adentrarte en la disyuntiva de ayudar encuentras un buen plano argumental hecho por David S. Goyer (guionista de toda la trilogía del Batman de Nolan) que ya encontró ese encaje perfecto entre la acción y el drama.

Buen casting, Amy Adams como Lois Lane no desmerece nada. Unas buenas intepretaciones como Faora-Ul (Antje Traue, una grandiosa presentación al mundo de los blockbusters) el mismo Perry White con un gran Laurence Fishburne. Zod es un buen primer villano, algunas veces exagerado pero en su papel. Y las dos familias del “Hombre de Acero” sin duda se llevan toda la película. Sin pensarlo o accidentalmente Crowe y Costner tienen un duelo de actuación interesante. Y otro gran regreso a los grandes reflectores es el de Diane Lane como Martha Kent, sin exageraciones, sin sufrimientos espontáneos, hace su trabajo y es conmovedora.

Y sobre todo hablar de Cavill como Superman es reconocer que lo hizo muy bien. Después del megafracaso Routh, entender que nadie puede competir contra Christopher Reeve como el Superman definitivo es bueno. Él no quiere el protagonismo, pero cuando lo tiene lo aprovecha y saca el potencial. Le queda bien ese segundo puesto del mejor Superman, en serio.

Lo malo… sufre del gran mal de Snyder en sus películas… queda larga de metraje. Como 20 minutos de acción sin sentido en la cual hasta un poco mareado puedes estar saliendo. Rápidas, visualmente impactantes pero bastante complejas. De nueva cuenta… esta es una película para gente adulta que los niños podrán entender ciertas partes y comprar los muñecos. Destrucciones aparatosas estilo “Independence Day”.

Incongruencias en la trama, cosas sin sentido que saltan considerablemente. Personajes que parecerían importantes quedan en un segundo plano de manera extraordinaria. Lo que resalta es que tú puedes ver qué partes tienen el sello Nolan y que partes el sello Snyder. Obvio las que ganan son las del primero y con justa razón.

Sin embargo cumple las expectativas. A muchos podrá no gustarles esta nueva forma de contar Superman (si se las dijera esto hubiera tenido demasiado spoilers) pero está bien amoldada a una nueva generación que nació queriendo más profundidad en los personajes que parecen acartonados. Recomendable en todos los sentidos.

Calificación: Buena… de las cintas que debes de ver este verano sin falta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s